PREGUNTAS FRECUENTES

A continuación dejamos un listado de preguntas frecuentes que tienen nuestros clientes. Por supuesto si tienes alguna duda que no queda resuelta o quieres hacernos cualquier consulta puedes contactarnos sin compromiso.

¿ Las viviendas prefabricadas son resistentes y duraderas ?

Como pasa con cualquier producto, en el mercado existen muchos tipos de sistemas constructivos que determinarán la calidad una vivienda. En nuestro caso, hablando de forma genérica, las viviendas que realizamos tienen una calidad y una durabilidad estructural notablemente superior a otra hecha de forma convencional. De hecho son viviendas que igualando m2 pesarán casi el doble en comparación a una realizada convencionalmente.

La vida útil del hormigón está estimada en más de 150 años.

¿ Se pueden personalizar las viviendas ?

Si al 100%, tanto exterior como interiormente. Es importante destacar que cuando cogemos un proyecto nuevo este lo hacemos desde 0 a medida y específico para cada cliente, teniendo en cuenta sus gustos, sus necesidades, su presupuesto y la normativa urbanística que aplique en cada caso.

 

 

¿ Están tan bien aisladas como se dice ?

Si. No obstante una vez asumido que la vivienda tiene una gran eficiencia, cabe destacar que la demanda energética de esta dependerá en gran medida de lo cuidadosos que sean los inquilinos de la misma. Podemos tener la mejor carpintería, el mejor aislamiento… que si dejamos una puerta o una ventana abierta durante horas en pleno invierno, la vivienda se va a enfriar. Si somos cuidadosos el consumo será realmente bajo.

 

 

¿ Cuál es el ahorro real en tiempo ?

Las viviendas que realizamos tienen los mismo trámites burocráticos que cualquier vivienda convencional. Por supuesto también es necesaria la realización de proyecto básico y de ejecución así como de las direcciones de obra. Es por ello que hay un plazo indeterminado que es el de la obtención de licencia. Esto se debe a que se depende de organismos oficiales que en algunos casos son muy resolutivos y rápidos, y en otros superan incluso el año.

Por tanto el ahorro real está en el plazo de ejecución que por norma general reduce aproximadamente un tercio el plazo de entrega.

¿ Las viviendas prefabricadas de hormigón se pueden transportar el día de mañana ?

La respuesta es no. Dado su peso, cimentación y anclajes, es imposible desplazarlas en el futuro. Quien busque esta cualidad tendrá que fijarse en sistemas de entramado ligero.

¿ Las viviendas son hipotecables ?

Si. Pero ya adelantamos que nosotros no disponemos de financiación propia.

Como vimos en el punto anterior la forma de ejecutar la vivienda es casi la de una vivienda convencional. Simplemente cambiamos el ladrillo o la piedra por grandes paneles de hormigón que nos servirán de estructura y de cerramiento de fachada. Por tanto la hipoteca debería atender a la de una vivienda convencional a través de un crédito auto-promotor.

Es importante que cuando preguntes en tu banco no hables de vivienda prefabricada, si no de vivienda de hormigón. Esto se debe a que los bancos asocian el prefabricado a viviendas construidas íntegramente en fábrica y con otro tipo de materiales, y tienen unas condiciones hipotecarias mucho peores.

 

 

¿ Porqué escoger hormigón y no otro sistema ?

Lo primero es destacar que hay empresas que hacen muy buenas viviendas de entramado ligero, y que hoy en día es una opción perfectamente válida si contratamos la adecuada. Dicho esto nosotros nos declaramos fans incondicionales del hormigón por varias razones, algunas de ellas son la solidez y durabilidad de la vivienda, el gran aislamiento frente al ruido aéreo y otros agentes externos, la sensación de confort interior tan elevada que tienen, el diseño…

 

 

¿ Tenéis vivienda piloto ?

No. Enseñamos vivienda que tenemos en obra. Aunque el modelo no encaje o no sea el que se busca la forma de construir es prácticamente la misma, por tanto sirve para ver materiales, acabados…

¿ Por que no hay fotos de viviendas terminadas en la web ?

No publicamos ni enviamos fotos de viviendas terminadas para guardar la privacidad de nuestros clientes. Con mucho gusto las enseñamos en reuniones presenciales o por videoconferencia.

¿ Las viviendas que hacéis son 100% prefabricadas ?

No. Realmente el concepto es el de vivienda industrializada.

Es un sistema mixto. Por un lado se prefabrican los paneles en una nave industrial y de manera controlada. Una vez estos están listos se colocan sobre una cimentación realizada in situ, y el resto de acabados de la obra también se realizan in situ.

A pesar de ello seguimos siendo competitivos en los plazos de entrega.

¿ Son más baratas que una vivienda tradicional ?

Depende. Podemos hacernos una vivienda tradicional de lujo que supere por mucho el precio por m2 que tiene una de estas viviendas. Pero si buscamos el presupuesto más ajustado posible nosotros no competimos. El precio por m2 es sustancialmente superior al mínimo que se podría obtener buscando una vivienda convencional sencilla. Por supuesto en pro de la calidad.

 

 

¿ Puedo ampliar la vivienda en el futuro ?

Lo primero es desmentir un mito. Cualquier vivienda mientras nos quede edificabilidad en la parcela es ampliable. Lo importante para que la obra no sea un engorro es determinar desde un principio cual va a ser esa posible ampliación, de tal forma que la vivienda ya quede preparada para ella. Por ejemplo, se puede colocar una ventana de suelo a techo que en un futuro sirva de puerta para conectar con el nuevo módulo.

 

 

¿ Construís en toda España ?

Si. Pero es importante ser consciente de que existirán unos costes de desplazamiento altos. Es por ello que no aceptamos obras inferiores a 200 m2 fuera de Galicia, ya que económicamente para el cliente sería un disparate. Por otro lado cabe destacar que este ratio aumenta a medida que nos alejamos, es decir, a partir de los 200 m2 podemos llegar a ser competitivos en León y Asturias, en Murcia, Barcelona o Cádiz, ya hablamos de 400 m2, simplemente por distancia.

 

 

¿ Construís muchas viviendas al año ?

No. Nuestra empresa esta enfocada a tener menos clientes a cambio de poder prestar más atención a lo que hacemos. Mantenemos un control de obra continuo con visitas periódicas a obra por los directores de la empresa. Para garantizar que todo se desarrolla según lo previsto.